Blancanieves made in Spain con Maribel Verdú

Blancanieves made in Spain con Maribel Verdú

Pablo Berger, director de la conocida (y bastante decepcionante) Torremolinos 73, se lanza al más difícil todavía con una adaptación española, muda, gótica y en blanco y negro (¿se pueden pedir más obstáculos para el triunfo comercial de una obra cinematográfica en los inicios del siglo XXI?) del clásico de los cuentos infantiles Blancanieves, tergiversado, edulcorado y manipulado hasta la saciedad por esa gran fábrica de productos almibarados que es Disney, más cercana al original que los Hermanos Grimm plasmaron en sus recopilaciones de cuentos a partir de la tradición oral europea.

Por más descabellado que parezca, Berger no sólo ha convencido a productores de España, Francia, Italia y Alemania para aportar los cinco millones de euros de presupuesto inicial de la película, sino que contará en el proyecto con, al menos, dos grandes nombres del cine español: Maribel Verdú, como la madre (que no madrastra, una de las manipulaciones de Disney) de la pobre Blancanieves, y el compositor Alberto Iglesias, habitual de Almodóvar, dos veces nominado al Óscar, que asumirá el difícil reto de componer la música que ha de copar todo el metraje de una cinta muda.

La película, que empezará a rodarse en enero de 2010, adquirirá, en palabras de su director, un aire más gótico y tenebroso, típico de la inquietante ambigüedad de los cuentos infantiles, más cercana a Emily Brönte que a Disney, y estéticamente aspira a mezclar el terror clásico con el cine de acción y aventuras.

Una apuesta personal de Berger que es todo un reto visto el momento en el que se encuentra el cine en general y el español en particular. Las nuevas vías, los nuevos caminos, son hoy más que nunca necesarios, pero no cabe dudad de que Berger va a necesitar mucha suerte, aunque, por su honestidad y valentía, merece que todos estemos muy atentos y muy dispuestos a acoger su trabajo.

Canal Cinissimo

Array

4 Opiniones

  1. JoseJose  16/08/2009

    ¿Torremolinos 73, decepcionante?. Ya hace algunos años que la ví y creo que desde entonces no he visto en el cine español una historia con un humor tan subrealista y satisfactorio, lo que quiero decir, es que utiliza a actores de series televisivas que utilizan el humor fácil y consigue hacer una crítica a las mismas, sin que nadie se entere. Felicito a Berger por Blancanieves seguro que nos da luz sobre la verdadera naturaleza del cuento.

  2. 39escalones39escalones  16/08/2009

    Decepcionante, José, como comedia por sí misma y como comedia de situación televisiva: éstas no tienen gracia ni siquiera cuando se autoparodian, si es que la película tiene algo de eso más allá de una reminiscencia añadida por el espectador.

    Eso sí, estoy de acuerdo contigo es que probablemente la película no tenga nada que ver con Disney, afortunadamente, y sí con la naturaleza truculenta de un cuento que, como la mayoría de los infantiles, tiene más de horror que de azúcar.

  3. Xavier Sans EzquerraXavier Sans Ezquerra  26/03/2010

    BLANCANIEVES Y LOS SIETE ENANITOS de Disney de 1.937 es muy avanzada en técnica de animación para su época, eso es innegable. Su entramado esconde múltiples interpretaciones.

    Sin demérito hacia Walt Disney,¡no veas las pesadillas que tuve de niño con esta película, dá mas miedo la bruja al principio del film que cuando envejece, y encima le pusieron el careto de Joan Crawford!, como a la madrastra de la Cenicienta.

    Entre el bosque expresionista, el castillo gótico de la bruja endiosada, con su sótano con mazmorras donde hay esqueletos calcinados, su temible pócima letal en su laboratorio,-con los celos femeninos y la mala leche víperina como ingredientes principales-; y unos enanos con unas narices un tanto lúbricas en torno a la cama de la bella, tuve pesadillas muchas noches.

    Creo que los largos de Disney no son películas para niños. Ningún largo de Disney debería verlo una clase de colegio con niños muy pequeños. Son tanto o mas crueles las adaptaciones como los cuentos en los que se basan. Muchas generaciones han sufrido tremendas pesadillas gracias a Walt y Roy Disney.

    Ya sé que estamos en la época de la Playstation y de los programas de corazón, y que los niños están curados de muchos espantos, pero Disney dába dónde más dolía, te enfrentaba con temores como la trágica pérdida de un familiar muy cercano, el escarnio del protagonista llevado a cabo por un grupo de abusones, y el maltrato a niños, chicas y animales en cuyos rostros se refleja clramente el terror ante la sombra del personaje malvado de turno. Otras crueldades que tiene que sufrir el espectador adulto con un mínimo sentido común: los finales son muy moralistas siempre; y todas las canciones de estos filmes son demasiado edulcoradas.

    Un ejemplo: En un cine de Barcelona, en la época de los programas dobles, llegó a programarse Dumbo junto con el Drácula de Cristopher Lee; y a mí me impresionaron más el elefantito yendo a ver a su madre a la cárcel; los payasos cabrones emborrachándose y cachondeandose del complejo del pobre Dumbo; y el sueño surrealista de Dalí y sus elefantes rosados en el infierno, cuando Dumbo se emborracha; que los ojos rojos de Drácula, la niebla baja y el murciélago tirado con hilos de la película de Terence Fisher.

    La mayor crueldad de Disney es Disneylandia, para los niños y para los adultos.

  4. sergisergi  24/06/2011

    Decepcionante para ti.

Deja tu opinión

×