Fotogramas de 8 1/2

Canal Cinissimo

6 Opiniones

  1. PrognatisPrognatis  29/04/2008

    Cada vez que pienso en esa cifra me viene a la mente la excelente banda sonora de Nino Rota.

  2. 39escalones39escalones  29/04/2008

    Es un icono sonoro inconfundible.

  3. Mira por donde tengo ya escrito un post sobre Ocho y medio,pero no encuentro el momento de publicarlo.Será también en breve.Es una de las películas más discutidas del gran Fellini.A mí,particularmente me gusta mucho.Si conocemos la carrera del maestro de Rímini y sus magníficos libros,como por ejemplo;Fellini por Fellini o Hacer una película,apreciamos esta película de una manera diferente.Fellini pasó por un mal momento de su vida;una terrible crisis nerviosa y creativa.Ocho y medio es una confesión interna de uno de los artistas más importantes del siglo XX.

    Un fuerte abrazo.

  4. 39escalones39escalones  29/04/2008

    Efectivamente, Francisco. Aunque todas sus películas hablan en cierto modo de él, en este caso la sinceridad y profundidad es mayor que nunca.

    Abrazos

  5. Juan CarlosJuan Carlos  6/07/2008

    Yo tengo 34 años y acabo de ver por primera vez ocho y medio… después de tanto tiempo oyendo hablar de ella.

    He corrido a encender el ordenador. A leer algo más y escribir algo sobre lo que he visto, que es mucho.

    He vito otras maravillas de Fellini, aunque nada como esto que acabo de ver ahora. Viéndola se me han cruzado un sinfín de ideas por la cabeza y ahora no se me ocurre nada que escribir aquí.

    Creo que no he visto en el cine nada tan íntimo. Fellini hace al fin la película haciendo la película, y a la vez va repasando sus emociones, estudiando esa sequedad de alma que lo incapacita. Claudia Cardinale es la musa que al fin parece que lo inspira, que lo obliga a reconocer que no hay nada (ni siquiera las teorías de su ayudante intelectual y filósofo) que puedan ayudarlea explicar el sinsentido de su vida. El escenario exagerado que monta para hacer la película no es otra cosa que lo artificioso de nuestra propia vida, al final de la cual no hay nada.

    La escena final en la que todos los personajes de la película (¿de la película?) bailan alrededor del enorme escenario es emocionante, o a mi me ha emocionado. El propio director con su mujer se suma al baile y queda así mezclada ya para siempre la realidad y la ficción de la película.

    Es más de lo que se puede escribir, o de lo que yo puedo escribir. La soledad que acompaña a Marcelo Mastroiani, incluso rodeado de gente, a lo largo de toda la película. Su imposibilidad de comunicarse con los seres queridos. La incomprensión, el hastío… y finalmente la nada, liberadora, casi dionisiaca… me ha parecido maravillosa.

  6. 39escalones39escalones  7/07/2008

    Me alegro, Juan Carlos, de que hayas apreciado una de las cintas más personales (si se puede decir esto de un director tan personal en cada uno de sus trabajos). Es una película sobre el proceso creativo, y sobre cómo le afecta a él personalmente. Es una puesta en imágenes de sensaciones y sentimientos íntimos difícilmente expresables de otro modo. Un monumento.

Deja tu opinión